LARP en casa

LARP en casa

Decir que todos los españoles nos hemos tenido que quedar en casa durante mucho tiempo es quedarse corto porque no hablamos solo de nuestro país, hablamos de muchísimos países: Italia, Francia, Reino Unido, Estados Unidos, Ecuador, China, Corea del Sur, Dinamarca, Bélgica, Noruega… Y está claro que el confinamiento de todos los ciudadanos es necesario, eso no es cuestionable, pero también está claro, y es indudable, que es muy duro, por muchas cosas.

La economía se va a ver muy fuertemente golpeada, estamos hablando de países que han parado prácticamente toda su actividad: fábricas, comercios, hostelería y ya no hablemos del turismo, todo paralizado. Reactivar la economía va a ser duro, muy duro, sobre todo teniendo en cuenta el número de parados que va a haber en todos los países afectados por el Covid19 a causa, precisamente, de este parón económico.

Pero no solo se ha paralizado la economía, también lo ha hecho la cultura, el ocio y prácticamente todo en lo que podamos pensar. Tener a niños en casa tantísimos días es un suplicio, para ellos y para los adultos, pero nosotros tampoco estamos mejor, aunque entendamos los motivos.

Los psicólogos ya alertaron de esto, de lo que el confinamiento podía traer condigo a según qué personas, desde depresión, hasta ataques de ansiedad o, simplemente, agobio o desgana. Pero no podemos hacer nada por evitarlo, solo saber que puede que vengan esos problemas y afrontarlos, lo que no es poco.

Ahora bien, nadie nos impide inventar, crear e intentar entretenernos con lo que podamos y buscando en Internet cualquier tipo de idea que provenga de alguien más creativo que yo he encontrado algo que ha llamado mi atención: LARP at home.

Y es que siguiendo el lema “Stay al home” o “Quédate en casa” en español, los amantes de los juegos de Rol en Vivo o LARP han montado reuniones online vía Skype y otras aplicaciones o programas de video llamadas para poder jugar a su afición favorita sin tener que salir de casa.

Hemos hablado con los profesionales de Evil Tailors, una de las tiendas online de ropa para juegos de rol más conocida en nuestro país, nos han confirmado que, lógicamente, las ventas y el alquiler de trajes medievales y de fantasía han caído estrepitosamente pero, aun así, aseguran que sigue habiendo algo de venta gracias a todos los aficionados que siguen jugando desde sus casas. Pero, ¿cómo?

Jugando en casa

Tras informarme online en diferentes webs os puedo contar que hay, básicamente, dos adaptaciones diferentes a lo que sería el LARP en la actualidad y a través de Internet.

Partidas Online: antes de nada he de decir que para jugar a estas partidas de rol a través de la CAM hay que tener algo de práctica. Y es que se trata de una partida de rol de mesa, básicamente, pero a través de la pantalla y caracterizados, porque otra cosa no, pero los verdaderos amantes de los juegos de rol se caracterizan de los personajes que van a representar aunque la partida se juegue online.

En estas partidas hay un “Maestro” que narra la partida siguiendo unas bases y unas normas dadas previamente, y luego están los participantes, quienes siguen la historia y actúan de una forma u otra en base a la situación en la que se encuentren. Las batallas contra otros personajes se suelen hacer con dados, en base a los puntos obtenidos, tal y como se hace con los juego de rol de mesa o de cartas.

Particas de Escape: que básicamente son partidas de juegos de “Escape Room Virtual” donde los participantes (bien de modo individual o colectivo) deben resolver ciertos acertijos para seguir la historia y pasar a la siguiente fase del juego, donde seguramente encontrarán una nueva prueba que pasar y así sucesivamente hasta alcanzar el final del juego, o la salida del enigma. En este tipo de juego tal vez no sea necesario tener mucha experiencia, aunque hay que reconocer que tenerla ayuda bastante.

Ambos tipos de juego son, básicamente, juegos de rol donde los participantes adoptan ciertos caracteres, con personalidades, rasgos y capacidades diferentes, pero donde la finalidad es la misma, llegar a un objetivo que puede ser la resolución de un misterio, el hallazgo de un tesoro, el escape de una cárcel o prácticamente cualquier otra historia que el creador del juego o “maestro” pueda haber inventado.

Personalmente aún no me he atrevido a probar LARP en casa, pero es posible que me anime dentro de poco porque ya no sé qué puedo hacer para entretenerme. ¿Y tú, te animas?