Internet da buenos consejos: aprende a cuidar de tus dientes

Internet da buenos consejos: aprende a cuidar de tus dientes

Vivimos más preocupados que nunca acerca de todos los males que podemos padecer en nuestro cuerpo si no lo cuidamos como es debido. Las continuas campañas de televisión que alertan de todos esos males, unidas al desarrollo de Internet y a la gran cantidad de publicidad a la que estamos expuestos a través de ese medio, han posibilitado que la alerta entre muchos y muchas haya crecido de una manera bastante importante. Ahora estamos más preocupados que nunca por nuestra salud y eso solo puede traer buenas noticias.

Una de las zonas del cuerpo que más nos preocupan, por regla general, es la boca. A lo largo de nuestra vida, nos han enseñado, desde el colegio, la importancia que tiene lavarse los dientes y cuidar de ellos como piezas fundamentales que son a la hora de masticar la comida. Pero, en muchos casos, hemos desoído esos consejos hasta que no hemos padecido un problema importante en dicha zona. Precisamente por esto hay que anticiparse y cuidar de nuestra boca antes de que llegue cualquier peligro.

España es uno de los países que cuenta con una menor demanda de dentistas. Esta es una mala noticia que se lleva repitiendo durante demasiado tiempo en el interior de nuestras fronteras y de la que se hizo eco una noticia del diario 20 Minutos. Y es que eso deja claro que, en el pasado, a pesar de existir problemas dentales graves entre nuestra población no hemos sido capaces de ponerles coto y solución. Además, esto ha tenido una consecuencia indirecta: el hecho de que muchos dentistas españoles se hayan tenido que marchar a trabajar al extranjero.

El desarrollo de Internet nos ha permitido darnos cuenta de muchas cosas. Una de ellas es la cantidad de problemas que podemos llegar a tener si no cuidamos de nuestros dientes y si no confiamos en los servicios de un dentista profesional. Estas son las problemáticas que se pueden derivar de ello según publicaba eldiario.es en una de sus noticias:

  • Se puede padecer halitosis.
  • Si se es mujer, se aumenta el riesgo de parto prematuro.
  • Mayores posibilidades de sufrir artritis.
  • Candidatos o candidatas al infarto de miocardio.
  • Si se es diabético, la enfermedad se puede acelerar.
  • Si se es deportista, el riesgo de padecer problemas musculares es bastante mayor.
  • Aumenta el riesgo de sufrir problemas de espalda.
  • Puedes terminar con problemas estomacales crónicos.

El desarrollo de Internet ha permitido que los ciudadanos y ciudadanas, desde su casa, puedan tener acceso a todas aquellas desventajas y problemas que se derivan de una mala higiene bucal. Y eso es lo que ha permitido que muchas personas enciendan sus alarmas y comiencen a mostrar interés en soliviantar esos problemas. Los profesionales de Consejo Dentistas, una web dedicada a la provisión de información acerca de todo lo que tiene que ver con la odontología, nos han comentado que, en efecto, el hecho de que la gente tenga a mano la capacidad de informarse desde casa y con solo un ‘clic’ ha sido determinante a la hora de que crezca la preocupación acerca de la salud dental propia.

Una necesidad para la sociedad actual

España sido tradicionalmente considerado como uno de los países en los que ha existido una peor higiene bucal entre sus ciudadanos. En efecto, un gran porcentaje de españoles y españolas sufre, todavía a día de hoy, algún tipo de problema en su boca. Teniendo en cuenta que un simple dolor de muelas tiene una incidencia bastante grande en el resto de nuestro cuerpo [no es raro que un problema así nos acaba provocando otros problemas como puede ser un dolor de cabeza], encontrar la manera adecuada de evitar todos estos imprevistos es elemental.

E Internet ha sido un buen medio para ello. Mucha parte del éxito que supone que haya aumentado el número de personas que decidan dar un paso al frente en la eliminación de sus problemas dentales se debe a las campañas de marketing y de publicidad que se han desarrollado en los últimos tiempos y que han dejado clara la necesidad de cuidar de nuestros dientes para garantizar una calidad de vida digna. Por tanto, podemos decir sin miedo a equivocarnos que podemos empezar a cuidar de nuestra boca en casa, sin necesidad de salir del sofá. Basta con informarse en la red y encontrar el especialista que mejor se ajuste a nuestras demandas.