El domingo es mi día de sillonball

El domingo es mi día de sillonball

Personalmente no me considero una persona proactiva pero tampoco alguien tranquilo que se pasa las horas muertas frente al televisor, sin embargo tengo mis días, y me gusta tenerlos. A ver si me explico: salgo de trabajar a las 7 y todos los días me voy a caminar una hora, de 19:30 a 20:30, llego a casa, me ducho, hago la cena, veo una peli y a dormir. No me da tiempo a más. El viernes y el sábado siempre tengo planes, y me encanta, pero el domingo… el bendito domingo es para vaguear y ahí es donde practico es sillonball.

Me paso el día viendo series o programas de Divinity, otras veces juego un rato a la Xbox o incluso me tumbo al sol en la terraza si hace buen tiempo y dejo pasar las horas bronceándome. Yo los llamo mis domingos-domingueros.  La semana pasada descubrí, mientras curioseaba por la red, la web todomuybarato.es, una tienda online donde tienen accesorios de todo tipo para gamers, altavoces, auriculares, cajas de dvd de doble capa y todo lo necesario para que mis domingos sean lo más sillonball posible.

Por ahora he pillado unos buenos altavoces para conectarlos a la televisión y jugar al Call of Duty a todo volumen pero también quiero pillar unos auriculares estéreo y un repetidor de wifi, porque no me llega  a veces bien la señal al salón y cuando lo tenga todo sí que será un domingo dominguero.

Y es que yo no sé qué manía tiene la gente con correr todo tiempo y no para ni cinco segundos. Hay gente que  cuando le digo que los domingos los dedico a descansar, estar en casa, tumbarme o jugar a la consola me mira mal. Peor vamos a ver ¿tan grave es pasar uno de los 7 días que tiene la semana intentando desconectar de mundo? No es tan grave, ¡vamos digo yo!

shutterstock_140581177reducida

Si yo soy vaga, lo somos todos

Que me llamen vaga, me da lo mismo, es mí día y no lo cambio por nada del mundo. Además ¿por qué somos vagos? Así en general ¿por querer descansar un poco? Yo no lo creo.

Hay un artículo que dice que lo peor d la pereza es que tendemos a exceder lo razonable, pero es que yo sólo soy perezosa un día a la semana. Además, la pereza es necesaria porque es un mecanismo de ahorro de energía. Gracias a la quietud, el cerebro ahorra glucosa y ATP (la molécula clave  en la transmisión de energía. Esto explica que haya más perezosos en las zonas del planeta donde más altas son las temperaturas y por eso en la cultura mediterránea tenemos adicción al sillonball.

Además, somos amantes de la siesta española ¿o no? Es la hora de la siesta y es algo bueno, por mucho que en el extranjero nos llamen vagos por tenerla. Los portugueses ganaron el apelativo de ignorantes, borrachos los irlandeses y perezosos los griegos… nosotros seremos los vagos.