La crisis nos lo está poniendo complicado para tener algo de dinero en efectivo. El trabajo escasea, el recurso de la lotería no suele ser muy efectivo y pedir a los amigos es algo difícil cuando todos están en una situación similar a la nuestra. Por ello están surgiendo nuevas maneras de bajar los costes de la vida y también ingeniosas formas de conseguir algo de dinero. Cada día son más populares las aplicaciones que se usan para compartir coche y así ahorrar en gasolina y peajes, así como optamos más por tirar de tupper que de los cheques de comida de las empresas si estos luego podemos utilizarlos para comprar en el supermercado, donde nos resultan bastante más rentables.